• Isbel

Doctari selló un acuerdo con Isbel y apuestan a la telemedicina a largo plazo

El acuerdo implica una oferta más completa y también prevé planes a futuro


16 de julio de 2020 a las 05:02

Desde la llegada del coronavirus, la telemedicina comenzó a consolidarse. Ante la imposibilidad de realizar actividades presenciales, algunas áreas médicas comenzaron a atender a los pacientes de forma remota para evitar así un posible contagio. A pesar de que Uruguay ya está en un etapa de superación del virus, la alta demanda se viene sosteniendo en el tiempo.

Bajo esta premisa, la plataforma de telemedicina Doctari y la tecnológica Isbel decidieron sellar una alianza para dar un paso más en la mejora de la oferta. “Este acuerdo nos da más fuerza para seguir atendiendo a toda la demanda que surgió en los últimos meses”, comentó el cofundador de Doctari, Amilcar Perea.

La tecnología que provee Isbel, le servirá a los usuarios de Doctari para volcar la información de su estado de salud en tiempo real, y también que la consulta sea más ágil en materia de accesibilidad de la aplicación.

“La idea es atender de otra manera aquellas situaciones que no son urgentes. No vas a usar Doctari si te está dando un paro cardíaco”, ejemplificó el gerente comercial de Isbel, Mauricio Pargman. Esto también permitirá al médico tener un panorama más claro de cómo están sus pacientes y -a través de Doctari- tendrá disponible una agenda en caso de pactar una consulta presencial.

Pargman sostuvo que mucha gente le comenta que esto sería lo mismo a través de Zoom o una videollamada de WhatsApp, sin embargo, explicó a El Observador que el gran diferencial es toda la información que se va acumulando y luego está disponible para ser consultada por el médico o el paciente. “Se gana en transparencia, porque los involucrados pueden acceder a la información generada”.

Tras el golpe del covid-19, la demanda laboral mostró indicios de mejora en junio

Para Perea, además, quienes decidan apostar a la telemedicina tendrán la posibilidad de acceder a un servicio completo y dinámico. “La tecnología que provee Isbel hace que el cliente final pueda tener mejor usabilidad”, contó.

En este sentido, la alianza también responde a una necesidad de hacer crecer el rubro dentro de Uruguay. Según el confundador, desde hace un tiempo que ven la potencialidad de la telemedicina en Uruguay y eso hace que exista una necesidad de estar a tono con las tendencias a nivel mundial.

En tanto, es una apuesta para el largo plazo, ya que desde Doctari estiman que esta demanda se sostendrá en el tiempo y será un complemento a los modelos de atención presencial. “Para eso hay que tener un servicio integral, que no sea meramente algo tecnológico y vaya mucho más allá de la pandemia”, agregó Perea.

Por eso, tanto para Doctari como para Isbel, esto significa una posibilidad de acercarse a más instituciones médicas de todo el país y no estar solo dentro de la capital de Uruguay. “La idea es que todos puedan optar a esta modalidad y por eso también abrimos el juego para que los médicos -a través de sus clínicas privadas- puedan ser parte de nuestra cartera de clientes”, subrayó el cofundador.

De igual modo, Perea comentó que la atención presencial sigue siendo muy importante pero afirmó que hay algunas actividades o consultas que se pueden hacer a la distancia.

Lo que se viene En tanto, Pargman de Isbel contó que este acuerdo también implica alcanzar algunos puntos que están marcados en el horizonte. Sobre el entendido de que la demanda se sostenga en el tiempo, afirmó que se implementarán dispositivos para saber en tiempo real algunos datos de los pacientes que estén internados en sus domicilios. “Que se reporte la temperatura, la presión y también que pueda tener alertas para que el médico vea las variaciones de estos datos”, dijo. Al igual que Perea, dijo que la idea no es suplantar a nadie con estas medidas, pero sí servir de complemento para que el médico tenga más y mejores elementos con los que tomar decisiones. Coincidieron, además, de que esta herramienta ayudará a preservar la salud de los profesionales y evitará contagios que se pueden dar en consultas de rutina. “No tiene sentido que un doctor se contagie de covid-19 o de cualquier otro tipo de enfermedad por examinar a un paciente asintomático en una policlínica. Ese tipo de cosas se pueden evitar”, dijo Pargman.


Fuente: https://www.elobservador.com.uy/nota/doctari-sello-un-acuerdo-con-isbel-y-apuestan-a-la-telemedicina-a-largo-plazo--202071515580

© Isbel 2020.